En tiempos de redes sociales, un cliente insatisfecho tiene más poder que un cliente satisfecho, imagine solamente a una persona desahogando su furia contando la mala experiencia que tuvo al comprar en su tienda virtual.

Uno de los principales reclamos en relación a tiendas virtuales es la dificultad que hay para cambiar los productos adquiridos. Un Centro de Atención a Clientes no quiere decir que siempre serán resueltos los problemas. Lo ideal es que su negocio en línea tenga una política de cambios muy clara, bien elaborada y que esté de acuerdo al código del consumidor de su país. Siga leyendo este post para que conozca más sobre este tema.

Tipos de cambio

Cuando el cliente realiza una compra en una tienda online, existen dos categorías populares en cuanto al cambio de mercancías, las cuales son:

Cambio de producto dañado

El cambio porque el producto llegó con algún daño debe ser realizada máximo en 30 días. En este caso, la tienda deberá incurrir con los gastos de reenvío y mandará un artículo idéntico y en perfecto estado al comprador. El artículo también podrá ser sustituido por otro producto similar o hasta mismo un cupón, dependiendo la elección del cliente.

Cambio de producto sin daño

Esta situación se puede dar cuando se compra ropa o calzado y el tamaño escogido no es el ideal para el comprador.

Esta modalidad de cambio sigue la misma dinámica que la primera: 30 días sujeto a la disponibilidad de los productos. En caso de que exista un producto similar al que fue adquirido, deberá idearse una forma para satisfacer al cliente con otro artículo o cupones.

Lo que debe existir en una buena política de compras

Seguir la legislación

Lo importante es respetar lo que dice la legislación, su tienda debe ser fácil de ser contactada  y entregar lo que se ofrece por internet, así mismo, entregarlo lo más pronto que se pueda, dentro de los plazos y condiciones establecidos.

Contacto claro

El contacto inicial para realizar el cambio debe ser hecho por email o teléfono para que el cliente pueda entender los motivos del cambio. Imagine si usted, como dueño de una tienda virtual, recibe de vuelta un producto sin alguna justificación, probablemente no tendrá idea de qué hacer, es por eso que en la política de cambios deberá estar explicado qué hacer en caso de devolución de un producto.

Cambio en tienda física

Si además de la tienda virtual cuenta con tienda física, otro consejo valioso para crear su política de cambios es aprovechar las instalaciones y permitir que los clientes realicen cambios en ellas. Existen casos de éxito de empresas que realizan estas operaciones, se trata del concepto del omnichannel.

Entonces, ¿qué le pareció nuestro post sobre la creación de una política de cambios en su tienda virtual? Siga estos pasos para aumentar sus ventas en línea. Aproveche la visita en nuestro blog y deje su opinión en los comentarios.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *